Energía fotovoltaica e industria avícola

El objetivo de los ganaderos, como el de la mayoría de empresarios de cualquier industria, no es otro que obtener el mayor beneficio posible de su explotación. Es por este motivo que muchos optan por un modelo de negocio que sea rentable y trate de conseguir una reducción de los costes y un aumento del margen de beneficios. Es en este punto donde entra en juego el autoconsumo fotovoltaico.

 

Optimización de la instalación

Las industrias dedicadas a la explotación avícola tienen grandes gastos de electricidad debido a las restrictivas condiciones requeridas por la correcta cría y el correcto crecimiento de las aves (temperatura, luz, humedad, calidad del aire estable durante todo el año, etc).

Esta instalación está compuesta por dos series de 19 y 20 paneles fotovoltaicos con una inclinación respecto el tejado de 15º y una orientación perfecta a sur.

Esta situación de los paneles  permite obtener la máxima producción de electricidad durante las horas del día, y esto es especialmente interesante en verano, que es el periodo de tiempo que más demanda energética requiere la nave para llegar a las condiciones de refrigeración y ambientales requeridas.

 

 

 

 

Apuesta por la fotovoltaica

Cada vez son más los ganaderos comprometidos con el desarrollo rural sostenible que se decantan por las instalaciones fotovoltaicas en sus naves, que les permiten disfrutar de un ahorro económico considerable y de independencia eléctrica.

Esta instalación pertenece a un cliente que ha decidido hacer una ampliación de 17,5kWp (vertiente izquierda de la cubierta) a los 50,3 kWp (vertiente derecha de la cubierta) que ya le habíamos instalado previamente), alcanzando un autoconsumo total de 67,8 kWp.

Muchas gracias por confiar en @escala_solar